jueves, 21 de enero de 2016

Hasta hoy, Perú ni siquiera hace lo necesario para implementar el fallo de La Haya


Mientras que  un 61 % de los chilenos creen que su país no  debe  de aceptar un resultado adverso de la Corte de La Haya y  que le obligue a ceder soberanía a Bolivia,   en una entrevista  brindada por  el medio chileno La Segunda,  el senador  chileno Alejandro Guillier sostuvo que en Arica  crece una conflictividad social que las autoridades chilenas  parecen no dimensionar.


Según el senador chileno Alejandro Guillier, Chile se encuentra aislado de sus vecinos y ha cosechado fracasos ante La Haya.

"Aislados de nuestros vecinos y empeñados en convertir en debate jurídico un tema que es definitivamente político, cosechamos fracasos en La Haya y confinamiento diplomático en la región. Incluyendo el caso zanjado con Perú, llevamos dos derrotas ante el tribunal internacional. Y aun si nuestros argumentos se impusieran en julio próximo en La Haya, no ganaríamos mucho. Bolivia reabrirá el debate en otros foros internacionales".




El político también respondió que las demandas  peruanas como bolivianas son fundamentalmente políticas y, por lo mismo, persistirán en el tiempo.

“Persistir en demostrar la legitimidad legal de nuestra posición ante Bolivia, defendiendo la inviolabilidad del tratado de 1904 que estableció los actuales límites, es no entender que estas demandas, al igual que las de Perú, son fundamentalmente políticas y, por lo mismo, persistirán en el tiempo”.

El senador chileno también sostuvo que hoy en día pese al fallo de La Haya, Perú ni siquiera hace lo necesario para implementar el tratado.

"Tras el fallo de La Haya referido a la demanda peruana, muchos dijeron que valía la pena perder un triángulo en el mar si permitía cerrar el tema e iniciar la colaboración mutua. Hasta hoy, Perú ni siquiera hace lo necesario para implementar el tratado: dar garantía de navegación a embarcaciones bajo nuestra bandera en el espacio marítimo que ganó. Y planteó el tema del Hito 1, que supone prolongar en 3 kilómetros de costa chilena el espacio marítimo concedido".


Durante la entrevista, el político chileno también dio a conocer,  que Perú está empezando a fabricar un nuevo caso para llevar a Chile ante La Haya con la finalidad de resolver la frontera terrestre.

“Están empezando a fabricar un nuevo caso: tarde o temprano demandarán resolver la frontera terrestre en ese territorio. Ellos no renuncian a recuperar Arica y Tocopilla y, al igual que Bolivia, no pierden nada con estas ofensivas diplomáticas que, además, les generan cohesión interna. A los chilenos, no tener relaciones estables con los vecinos nos perjudica, tanto por el desgaste de nuestra imagen internacional, cuanto porque las inversiones productivas en zonas territorialmente conflictuadas se dificultan. Y en la macro zona norte está la riqueza minera de Chile y un potencial de generación de energía solar inexplotado.

Por último, el senador  chileno Alejandro Guillier también manifestó que Chile debe de tener capacidad militar disuasiva con la finalidad de ofrecer a Bolivia canje territorial y redefinir el debate desde una propuesta chilena proactiva.

“Propongo replantear la actual discusión con Bolivia, en el contexto de una redefinición de nuestra política externa basada en tres ejes: el primero, políticas en regiones fronterizas conducentes a un desarrollo territorial sólido y sustentable. La inestabilidad económica o política (y peor si se suman las dos) implica un peligro para nuestra soberanía.

El segundo eje son políticas de seguridad y defensa que garanticen nuestra capacidad disuasiva, y el tercer eje es la necesidad de buscar un proceso de integración con los vecinos. Sin importar lo que decida La Haya, nuestro desarrollo está ligado al de ellos. En ese contexto y en lugar de perseverar en una estrategia basada en la defensa de tratados vigentes, una opción posible es ofrecer a Bolivia canje territorial y redefinir el debate desde una propuesta chilena proactiva, con independencia de lo que resuelva La Haya”.