jueves, 11 de agosto de 2016

¿La Armada de Chile cambia los misiles Harpoon Block II por los Excocet Block III MM-40?


Tras concluir su proceso de actualización en la planta de Astilleros  y Maestranza de la Armada (ASMAR),  en la ciudad de Talcahuano, la fragata multipropósito clase M FF- 18 Almirante Rivero de la Armada de Chile, retornó al puerto de Valparaíso para seguir con sus deberes de vigilancia marítima.


Según el medio especializado Infodefensa, la fragata chilena  habría remplazado los misiles antibuque  Harpoon Block II por los misiles Excocet Block III MM-40 que cuenta también la Armada del Perú.

Es más, el medio se cuestiona  este intercambio de misiles, teniendo en cuenta que el armamento antibuque de las ocho fragatas que integran la Escuadra naval de Chile fue estandarizado con misiles Harpoon Block II, tras efectuarse los trabajos de conversión de la munición original Harpoon 1C que llegó con las fragatas antiaéreas Clase L, multipropósito Clase M y antisubmarinas Type 23.

En cuanto a la opción de compra del modelo MM-40 Block III, es una hipótesis factible ya que los nuevos atriles cuádruples recibidos por el buque Riveros son distintos a los instalados en las fragatas clase Leander y misileras clase SAAR IV.



En ese sentido debe indicarse que la Armada de Chile tuvo un destacado rol en la formulación de los requerimientos de ese misil en relación al proyecto “Tridente” que contemplaba la construcción en el país de ocho fragatas para sustituir en la década anterior a los destructores clase County y fragatas clase Leander. Así como por ser un reconocido usuario de la familia Exocet en sus versiones de la lanzamiento naval MM-38 y MM-40, aéreo AM-39 y submarino SM-39.

Otro aspecto destacado es que la incorporación de este sistema de armas demuestra la importancia crucial que tiene la Armada de Chile para mantener en un alto nivel  de  capacidad en sus unidades de combate.

Sin embargo, las ambiciones de la Armada de Chile parecen no detenerse en  los misiles Exocet, como lo indican versiones provenientes de la India, donde se dice que la institución naval ha mostrado gran interés en el misil Brahmos, desarrollado por ese país asiático en conjunto con Rusia.

A diferencia de los Harpoon y Exocet, que son subsónicos, el Brahmos vuela a tres veces la velocidad del sonido y tiene un alcance superior a los 200 kilómetros. Además, cuenta con una cabeza de guerra que puede llevar más carga bélica que los otros misiles, con 300 kilos que pueden ser de tipo convencional explosivo o armas químicas, bacteriológicas o nucleares.



Armar moderniza las fragatas chilenas tipo 23.

El crecimiento de  la planta de Astilleros  y Maestranza de la Armada de Chile ha ido creciendo de la mano de la Armada de ese país, toda vez que sus instalaciones han sido equipadas  con la capacidad y tecnologías necesarias para atender los requerimientos que las unidades de superficie y submarinas exigen.

Es por eso que su director, el Contraalmirante Andrés Fonzo Morán, reveló que el actual proyecto que realiza ASMAR, es la recuperación y modernización de las fragatas tipo 23 con la finalidad de darle a estos buques un tiempo más de vida útil.

Uno de los proyectos que  realizar ASMAR es la recuperación y modernización de las fragatas tipo 23, esto sin duda nos permite devolverle a nuestra Armada unidades de superficie de primer nivel y asegurar así su operatividad, destacó Fonzo  en la revista de la Armada de Chile que tiene como nombre Vigía.