lunes, 2 de julio de 2012

Registro civil bilingüe en quechua y aimara



El Registro Nacional de Identificación y Estado Civil (Reniec) implementará en un año el primer registro civil bilingüe, para atender a poblaciones que hablan quechua y aimara, y así evitar errores en la inscripción de nacimientos, defunciones y matrimonios, informó hoy el organismo público.


Carlos Fernández de Córdova, gerente de Registros Civiles del Reniec, dijo que el proyecto apunta a la inclusión social de cuatro millones de peruanos que hablan esas lenguas y que viven en el interior del país, en comunidades alejadas.

El funcionario anotó que todos los trámites en el registro civil se realizan en castellano y que, generalmente, las personas que hablan quechua y aimara tienen dificultades para expresarse en castellano, por lo que este registro será de mucha utilidad para ellos.

“(Hablar quechua o aimara) genera un limitado ejercicio de sus derechos y también el riesgo de firmar un documento en castellano sin tener claro conocimiento de lo que suscriben”, indicó.

Comentó que una de las primeras medidas para la aplicación de este nuevo registro sería la contratación de registradores en cada localidad en donde se hable quechua y aimara.

Por su parte, el titular de la Gerencia de Restitución de la Identidad y Apoyo Social (Grias) del Reniec, Carlos Reyna, detalló que para implementar este proyecto se necesita la elaboración de directivas y procedimientos para esas inscripciones.

Además, será necesario implementar formatos en castellano, quechua y aimara, según la localidad, para el uso de esos pobladores.

“Una de las principales fuentes de error en las actas de nacimiento es que el registrador tiene como lengua materna el castellano y el registrado habla otra. Eso finalmente genera más gastos y complicaciones, porque hay que hacer rectificaciones”, manifestó.

El aimara es hablado mayormente en Puno y en las zonas altas de Moquegua y Tacna; mientras que el quechua predomina en Cusco, Ayacucho y Apurímac.